CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO 016
AGAINST THE VIOLENCE OF GENRE 016

NO TE LO PREGUNTES, HAZLO ¡ YA !
DON'T ASK IT, DO IT: ALREADY!

AYUDA AL NIÑ@ Y ADOLESCENTE
116111 y al 900202010

IT HELPS THE CHILD AND THE TEENAGER
116111 and 900202010

.

.
A la venta en EL Corte Inglés, FNAC, Casa del libro, ALEJANDRÍA y librerías, SOLICÍTALOS.
EnglishFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified

sábado, 24 de abril de 2010

PODER MENTAL 8º Capítulo. Ira

Estaba en Houston y allí, dentro del mismo aeropuerto ya estaban esperándome, me entregaron unos documentos y me acompañaron al avión que estaba a punto de despegar.
Me senté y abrí el dossier, leí y leí no queriendo entender lo que allí se decía. Miré las fotos adjuntas y cerré la carpeta con furia.
En ese momento mi móvil vibró.
- Hola, dime. Contesté sabiendo quién era mi interlocutor.
- ¿Ya lo has visto no? Me decía Anna.
- Sí y que queréis que haga, ¿otra vez lo mismo? Esto ya se está volviendo una costumbre Anna,me dijiste que sólo era parte de mi adiestramiento y esto ya no lo es.
- Bueno tú sabes que esto es por lo que nos pagan ¿no? Tú sabes que tus “servicios” dan paso a la investigación que seguimos.
- ¡Para, para! En esto no me incluyas ¿vale? Bien, ya estoy aterrizando ahora hablamos. Colgué molesto y realmente dispuesto a terminar con todo.
Me bajé del avión y llegué a las oficinas, allí estaban todos, la plana mayor. Uff que importante debería de ser el tema para que todos, todos estuviesen aquí.
Me aproxime a Anna y me dieron paso al despacho.
- Ya los conoces por lo tanto toma asiento Greg.
Me senté, en efecto conocía a todos sí, incluso Marlem estaba ¿qué hacía ella allí?
- Greg, me dijo el de mayor graduación, sabes que partirás mañana para Israel, es de suma importancia que esto se lleve con la mayor cautela y todo salga como siempre, limpio y perfecto.
Marlem no que quitaba ojo, sabía que algo se tramaba a mis espaldas, ella no dejaba de pensar en momentos íntimos para desviar mi atención.
Anna se debatía entre sus múltiples formulas y los demás pensaban en Israel.
Me levanté y dejé el dossier en la mesa, le di la vuelta y me volví para encararlos.
- Señores, señoras esto será lo último que tendrán de mi, desde este momento quedan totalmente cancelados los servicios, investigaciones y cualquier otra causa que me una a Vds. En cuanto a este "servicio" será como dicen limpio y discreto pero, óiganme bien, ya se acabó.
- No, Greg, no esto no se ha acabado. Pensaba Marlem con esa mirada inquietante que yo conocía también.
- Sí Marlem esto se acabó. Y diciendo esto me marché a mi habitación.
Al rato vino mi padre y con cara descompuesta me susurraba sus pensamientos.
Le entendí enseguida nadie podía entrar en nuestras conversaciones silenciosas, como nosotros decíamos, pero si teníamos que guardar las apariencias pues tanto tiempo callados se presumía nuestra conversación interna.
Sus pensamientos eran revueltos, pena, dolor, angustia y algo que me enloqueció sin poder contenerme Nastia, su nombre se mezclaba con todos esos sentimientos, esas emociones.
- ¡No! Grite y él me silenció dándome paso a la salida.
Le seguí confundido. No pude entender nunca el grado de implicación que tenía en todo esto, pero sabía que hoy era el momento de responder a todo lo silenciado por años.
Mi padre me repetía, espera un momento más. Sí, hoy definitivamente lo sabría todo.
Salimos, y ya fuera me dijo.
- Greg esto se está yendo de las manos, todo esto es una trampa.
- Qué quieres decir, qué sabes y sobre todo qué tiene que ver Nastia con todo esto.
La ira que sentía se iba apoderando de mí hasta grados insospechados, tanto que mi padre me gritó.
- ¡Basta Greg! ¿no ves lo que estás haciendo? ¡Para!
De repente enfoqué mis ojos hacia él y le vi sangrando por la nariz. ¡No por Dios, no, otra vez no!
- Lo siento papá, lo siento mucho. Le decía mientras me intentaba controlar.
- Ya, déjame un momento. Se limpió con el pañuelo que le ofrecí e intentó tranquilizarme.
Me dejé caer en uno de los bancos del jardín y allí me sumergí en el pozo que eran mis emociones intentando no hacer daño a nadie más. Completamente convencido de que hasta aquí llegaron y que hoy cambiaría el rumbo de mi vida, acabaría con todo lo que sabía y suponía.
Lo que nunca pensé descubrir era la intrigante trama, tan claramente sumergida en este proyecto de poder.